Trayectoria de batallón 31 Zabalbide

bon zabalbideUn resumen de la historia del Zabalbide, que iremos completando con tu ayuda:crepublicano@gmail.com

escuelas de iturribideEl nombre le viene dado por la calle Zabalbide de Bilbao. Tenía el número 31 del Ejército de Euzkadi. En Octubre de 1936 estaba acuartelado en Escuelas de Begoña (Bilbao), posteriormente en las escuelas de Iturribide.

El Batallón lo mandaba Ricardo Gómez, de Carabineros, a quién secundaba Ángel Martínez como intendente. Tenía 604 hombres. Su comandante Gómez fue sustituido por Juan Castro en enero. Ese primer trimestre de 1937 estuvo en el frente de Elorrio. El 31 de marzo de 1937 el comandante seguía siendo Juan Castro, el intendente Ángel Martínez y el cuartel Iturribide. Con la Reorganización de 9 de abril de 1937 pasó a la 17ª Brigada al mando de José Barreiro y tras el reagrupamiento de la caída de Bilbao estuvo en IIIª División- 3ª Brigada-1ª agrupado con el 11 Isaac Puente CNT.

bon rep zabalbide 2

FORMACIÓN Y PERDIDA DE GIPUZKOA (17 DE JULIO/ 6 DE OCTUBRE)

El 19 de julio de 1936, ante la rebelión militar, en las provincias de Vizcaya y Guipúzcoa los militantes de las organizaciones de izquierda tomaron las armas en defensa de la República. En septiembre de 1936 las tropas sublevadas contra el gobierno de la República habían tomado la práctica totalidad de Guipúzcoa, la línea del frente en aquel momento se extiende por el alto de Kalamendi, Kalamua y Akondia, dejando a Éibar en primera línea. El Zabalbide se organizó en Bizkaia, saliendo el 22 de septiembre para el frente, y entrando en combate en Kanpazar, donde rechazan el ataque enemigo. Permaneció en Elorrio durante meses. Sus integrantes eran en su mayoría bilbaínos y residentes en la margen del Nervión, aunque contaba en su cuarta compañía con combatientes procedentes de otras provincias, como navarros y guipuzcoanos como el capitán José Lecea, y el teniente Miguel Echeandía, ambos de Olazagutía.

800px-Intxortako_ateaEn octubre de 1936 los montes alrededor de Elgeta configuraron uno de los frentes de batalla entre las provincias de Guipúzcoa y Bizkaia. Estos montes son los Intxortas. Los milicianos de Zabalbide lucharon en los duros combates de Kanpanzar a comienzos de octubre. Este frente se estabilizó hasta abril de 1937, tiempo en que se aprovecho para mejorar las posiciones hasta entonces trincheras simples, muros y los propios caseríos de la zona.

A finales de 1936 está en Elorrio, lo mandaba Ricardo Gómez García, que era teniente de carabineros en Guipúzcoa, luego fue jefe de la primera división vasca y llegó a teniente coronel mandando la 56 división en Cataluña. El comandante intendente era un dirigente de Izquierda Republicana de Bilbao Ángel Martínez de La Fuente, como capitán ayudante Juan Castro Urchaga, Julio Millor era el capitán administrativo. Los capitanes de sus compañías eran: Idelfonso Sáenz, Fernando Arias, Ignacio Salazar y José Maza. El Batallón Zabalbide se estableció en el Palacio Uribe (¿?)de Elorrio, donde se juntará con el Azaña que anteriormente ocupaba la iglesia parroquial de Elorrio del 3 al 23 de diciembre de 1936. En ese momento contaban con 604 hombres útiles que disponían de 475 fusiles level 8mm. 27 pistolas, 112 revólveres, 4 fusiles ametralladoras,2 ametralladoras y 5 morteros.

A OFENSIVA DE VILLAREAL (LEGUTIANO) EN OCTUBRE- DICIEMBRE DE 1936

A mediados de noviembre se constituye el Estado Mayor del Norte. Con ello se reorganización del ejercito de operaciones de Euskadi, el general Llano de la Encomienda, fue su autoridad nominal, que llega el 4 de noviembre a Bilbao. El 14 noviembre de 1936, todas las fuerzas republicanas de Asturias, Cantabria y Vizcaya quedaron teóricamente agrupadas en el Ejército del Norte. Con la militarización, los voluntarios dejaron de ser milicianos para convertirse en soldados de la República.

La puesta de largo del recién organizado Ejército de Euzkadi tuvo lugar unos días más tarde con motivo de la ofensiva sobre Villarreal de Álava. Con el fin de descongestionar la presión sobre Madrid se organiza la ambiciosa ofensiva, con la intención de romper el frente alavés y burgalés, avanzar siguiendo como eje el ferrocarril Burgos-Irún, hasta una zona en la que pudieran converger con los ejércitos republicanos del Centro y del Este. El objetivo era confluir en Miranda de Ebro. La ofensiva sobre Villareal se inició el día de San Andrés. En su momento más álgido, el 10 de diciembre llegaron a las puertas de Villareal pero no consiguieron entrar.

DE LEGUTIANO A LA OFENSIVA FRANQUISTA (ENERO-MARZO 37)

garagartza 2A principios de 1937 Juan Castro sustituyó a Ricardo Gómez como comandante del Zabalbide. Este trimestre de 1937 lo pasó en Elorrio en los frentes de Anboto e Intxorta. La primera compañía en la posición de La Cruz, la segunda en Santa Águeda, la tercera en Garagarza y la cuarta en la de Cuatro Vientos. La sección de zapadores se dedicó a fortificar aquellas posiciones. Tenía un total de 607 hombres útiles, con una moral excelente, bien fortificados y con una apreciable dotación de armamentos.

OFENSIVA DE MOLA (31 DE MARZO al 5 DE MAYO).

Tres meses después de la ofensiva de Villareal, Mola inicia el ataque por el mismo lugar. El fracaso de ocupar Madrid, obligó a cambiar las operaciones enfilando éstas hacia el Norte. En primer lugar, el frente del Norte aparecía más vulnerable por su aislamiento, por las dificultades de aprovisionamiento después de la pérdida de la frontera francesa y por las condiciones políticas. Además, la conquista de Vizcaya significaba disponer de sus minas de hierro, de su industria siderometalúrgica, de sus fábricas de maquinaria, de explosivos y otros productos; significaba privar a los republicanos de un potencial industrial.

Ataque fascistaEn la primera fase de la ofensiva, que dura del 31 de marzo al 11 de abril, los rebeldes sólo lograron crear una pequeña bolsa al Norte de Ochandiano. A finales de abril y principios de mayo el Zabalbide se vio implicado en la retirada el 20 de abril desde Aramayona. Retirándose desde Elorrio hacia Amorebieta, donde quedó situado a principios de Mayo, tras sufrir varias bajas entre ellas del teniente Manuel Hernaez muerto el 30 de abril en Múgica.

Detenida la ofensiva en el sector de Álava, el 20 de abril se reanuda la ofensiva rebelde batallones navarros intentaron apoderarse de los montes de Elgeta desde Bergara y Arrasate, pero se estrellaron ante la resistencia. La maniobra consiguió progresar desde el Amboto y Aramayona, para caer sobre Elorrio envolviendo Udala y Kanpanzar. El ataque comenzó el mismo día 20 de Abril con la aviación (bombardeo y ametrallamiento) y preparación artillera, para después lanzar a la infantería que sería rechazada una y otra vez, en medio de cada intento, nuevos bombardeos y preparación artillera, así hasta el anochecer. Durante los días 21 y 22, “solo” se produjeron ligeros fuegos de artillería y algunas pasadas de la aviación rebelde. El día 23 al amanecer, se inicio otro ataque, también precedido de bombardeos y artillería. La infantería enemiga lo volvió a intentar, siendo nuevamente rechazados.

El día 24 continuaban las hostilidades, por la derecha de Los Intxortas se desmoronaba el frente. El enemigo penetro hacia Elorrio por los montes Betsaide y Memaia, quedando envuelto el puerto de Kanpazar. Se produce el derrumbe del frente de Guipúzcoa y la pérdida de localidades, como Éibar y Markina. Ese 24 de abril el enemigo ocupaba Elorrio, rompiendo el frente definitivamente. Al día siguiente, las tropas italianas iniciaban el ataque en la costa. El 28, los rebeldes se apoderaban de Durango, y el 29 hacían entrada en Guernica, convertida en ruinas. El ciclo de operaciones del 20 de abril al 18 de mayo costó al Batallón Zabalbide 20 muertos, 7 desparecidos, 74 heridos y 68 enfermos (fatiga de combate). Otros 14 se trasladaron a otras unidades. Así los efectivos se redujeron en un 50%.

Ante el peligro que se cernía, el 27 de abril de 1937 el Gobierno autónomo publicó un decreto creando el Ejército regular en el País Vasco, los batallones existentes se organizaron en 17 brigadas, a las que se sumaron cinco brigadas asturianas y dos santanderinas. Con ellas se formaron cinco divisiones, mandadas por el comandante Gómez García, el coronel Vidal Munárriz, el comandante Ibarrola, el coronel Irezábal y el capitán Ibáñez Lugea, encuadradas en el XIV Cuerpo de Ejército, cuyo jefe era el comandante Arambarri. Aunque positivas, estas medidas se adoptaron con retraso, cuando el enemigo se aproximaba a la capital vasca. En ese momento el Gobierno Negrín organizó operaciones militares de carácter ofensivo con urgencia para obligar al enemigo a retirar fuerzas del Norte. Ya en el mes de abril se habían realizado en el Frente del Centro una serie de acciones contra las posiciones del Cerro del Águila y de Garabitas, no tuvieron éxito. El 30 de mayo, el Ejército del Centro realizó una ofensiva en el Frente de la Sierra, que se denominó «maniobra de Brunete».

Durante mayo y en los primeros días de junio se combatió a todo lo largo del frente de Vizcaya. Tras los ataques facciosos se sucedían los contraataques republicanos. Los días 1 y 2 de mayo, en el sector de Bermeo fue deshecha una brigada de «Flechas Negras. En el triángulo formado por los montes Jata, Sollube y Bizkargi invirtieron 40 días para avanzar diez kilómetros. En las alturas de Peña Lemona, que cerraba el paso hacia Galdácano; en el valle del Ibaizábal se rechazó durante varios días las embestidas del enemigo.

ganzabal muros de las truncherasEn mayo el Batallón Zabalbide, que se encuadraba en la 17ª Brigada, mandada por el mayor de Infantería, José Barreiro Rodríguez de Andrade, y a la que también pertenecía otro batallón republicano el Azaña. Estuvo reforzando el frente de Amorebieta, allí participó en los combates del pinar de la muerte (cota 333) en Echano sufriendo numerosas bajas, en especial el 10 de mayo donde perdió al capitán José Maza Erquiza y a los tenientes Carlos Prado Segurado y José Fernández Calvo, les supuso 59 bajas incluyendo 18 muertos. Para el 18 de mayo había sufrido un 50% de bajas en menos de un mes. Los combates en torno a la cota 333 (Ganzabal) comienzan el día 30 de Abril de 1937, el objetivo de los rebeldes era la toma de Amorebieta y para ello seguían el eje de las carreteras Durango-Bilbao y Gernika-Amorebieta. El día nueve de mayo comienza el ataque de los rebeldes sobre las cotas 333 y 329, simultaneándolos con los que se llevaban a cabo en el monte Bizkargi. La cota 333 lo que ahora llaman el “pinar de la muerte” en la ladera del Monte Ganzabal. Se trataba de un pinar joven en el que ambos bandos estaban tan cerca que derribaron el pinar y prácticamente no se cedían un metro en varios días.

A finales de mayo se formaba la primera división con las brigadas 17, 1, y la 14, al mando del comandante de Carabineros Ricardo Gómez García que había sido el primer comandante del batallón Zabalbide. Tras un corto descanso se reincorporó a su brigada, encontrándose a principios de Junio en la cuota 100 de Fica.

LA OFENSIVA CONTRA BILBAO (11 AL 19 DE JUNIO)

Cinturón de Hierro en Gaztelumendi, Fika (Bizkaia). Fot. Indalecio OjangurenLa caída de Bilbao comenzó entre el 7 y el 11 de junio, cuando el ejército rebelde inició la ruptura del Cinturón defensivo de Bilbao. El inicio de la ofensiva final fue espectacular, en apenas tres días, a un coste de un auténtico derroche de material y humano. Entre el 11 y el 13 de junio, quedó decidida la batalla por Bilbao. El 9 de junio el Zabalbide estaba todavía destacado en la zona de la cuota 100 de Fika, en Montañazarreta, allí la 17ª brigada recibió el ataque del 11 de junio, padeciendo grandes bajas, desde primera hora, el 11 de Junio se inicia la batalla decisiva con la toma del Bizkargi. En la zona de Fika el batallón asturiano 252, el Zabalbide y el Kirikiño fueron atacados por las V y VI Brigadas de Navarra y por carros de combate. Tras resistir toda la jornada, a última hora tuvieron que retirarse de las posiciones con graves pérdidas. La cuota sería ocupada por el enemigo el día 11 con grandes bajas. Entre ellos Ignacio Salazar capitán jefe de la 3ª Compañía.

La clave fue el día 12 de junio, jornada en la que la actuación combinada y concentrada de 144 cañones y 110 aviones abrieron brecha en el Cinturón de Defensa en Gaztelumendi (Fika), en uno de sus puntos más débiles, logrando una ventaja decisiva que al día siguiente permitió desbordar el resto de la línea, ocupando Larrabezua y profundizando hasta alcanzar el extremo oriental del Ganguren, entre Enekuri y Erleches, la última barrera defensiva del Bilbao. El avance fue arrollador.

Cuando el enemigo se aproximaba a Bilbao, el Gobierno vasco se trasladó a Trucios, a unos 40 kilómetros de la capital. El mando comenzó a organizar la retirada hacia Santander, tratando de evitar la destrucción de Bilbao y de la zona industrial. Esta cayó intacta en las manos de los facciosos, quienes supieron utilizarla mejor que lo habían hecho los leales. A los cuatro días de la pérdida de Bilbao, el 23 de junio de 1937, el general Franco dictó un decreto-ley suprimiendo el Estatuto y el Concierto Económico de las provincias de Vizcaya y Guipúzcoa.

FINAL DEL EJÉRCITO DE EUZKADI, SANTADER Y ASTURIAS.

Hasta agosto de 1937, el frente de Santander fue uno de los que tuvieron menos actividad y las tropas que lo guarnecían estaban poco bregadas. La pérdida de Vizcaya disminuyó las posibilidades de Santander. A reforzar el frente de Santander vinieron los 18.000 hombres evacuados de Euzkadi. Los combatientes vascos se organizaron cuatro divisiones, integradas en el XIV Cuerpo de Ejército, bajo el mando del coronel Prada y el comisario Jesús Larrañaga.• Esta unidad fue encuadrada en el Ejército de Santander-Asturias, dejando de existir el Cuerpo de Ejército del País Vasco. A la cabeza de las divisiones vascas se colocó: El mayor Gómez, como jefe de 49; el mayor Juan Ibarrola, de la 50; el teniente coronel Francisco Galán, la 51; e, interinamente, el teniente coronel Nino Nanetti, de la 52. Este murió el 18 de julio de 1937 en un bombardeo, siendo sustituido por Manuel Cristóbal.

La toma de Bilbao el 19 de junio trajo el desaliento en todo el frente Norte, así la guerra del Norte entró en una dinámica de liquidación. EL Batallón Zabalbide llegó a Santander con solo 322 hombres. Se fusionó en julio con los también diezmados del Isaac Puente y se quedaron adscritos a Iº Bon, de la IIIª Brigada de la 50 División vasca al mando de Juan Ibarrola. Consiguieron eludir la trampa santanderina al estar en la zona de Reinosa, encuadrado en la División Ibarrola.

El Puerto del Escudo, límite entre Cantabria y Burgos era una zona de valor estratégico, en la que se combatió durante tres días, desde el domingo 15 al martes 17. El puerto del Escudo fue el único lugar del frente cántabro donde hubo verdadera resistencia, costando varios cientos de muertos a las fuerzas italianas que lo tomaron, pero también un número incalculable de bajas a sus defensores. El sábado 14 de agosto los italianos avanzaron hacia el Escudo. Allí se estableció una resistencia más decidida. Todas las laderas estaban atrincheradas, por encima de Balneario de Corconte y también desde la Ventanueva hasta el Puerto de La Magdalena La caída del Escudo dio lugar a una apresurada retirada de las tropas leales por el Valle de Luena, pero también un embolsamiento de varios miles de soldados en Valderrible. Después de combatir en el Escudo batallones de la división de Ibarrola se hicieron fuertes en las alturas de Cabuérniga y Puentenansa, dando posibilidad a los restos de las unidades de replegarse hacia Asturias, por el estrecho corredor de Santillana.
El-Mazuco-valleyTras la caída de Santander en manos de los nacionales, el “Isaac Puente” es junto al “Larrañaga” y el “Zabalbide” uno de los batallones que continúan combatiendo en el norte hasta el final de la guerra. En agosto combatió en el Portillo de Suano, pasó a Asturias en Septiembre y Octubre, destacando en los combates del Mazuco. El puerto de El Mazuco, rodeado de barrancos y crestas, de gargantas y valles profundos, se convirtió en el centro de esta batalla de la defensa de Asturias. Las posiciones pasaban de unas manos a otras, siendo el cuerpo a cuerpo, la bayoneta y la granada de mano la forma principal de lucha.

El 17 de octubre no existía ya en Asturias una línea de frente, propiamente dicha; unidades aisladas cubrían posiciones, mientras otras se replegaban hacia Gijón y Avilés intentando buscar una salida por mar. Los combatientes vascos, asturianos, santanderinos que consiguieron evacuaron Asturias por mar y alcanzar Francia, pasaron inmediatamente a la zona republicana para continuar la lucha se integraron en el cuerpo de carabineros del Ejército Popular.

bon rep zabalbide
OFICIALIDAD DEL ZABALBIDE
Plana Mayor
Comandante: Juan Castro Urchaga.
Comandante intendente: Ángel Martínez de la Fuente.
Teniente ayudante: Andrés Álvarez de la Fuente
Suboficial: Silvestre Marina Iglesias.
Suboficial: Rafael Ballester Belaunde.
Sección de enlaces
Teniente: Andrés Blanco Pérez.
Sargento: Pedro Andrés Ortega.
Primera compañía
Capitán: Ildefonso Sáenz Lansac.
Teniente: Francisco Sánchez Martín.
Teniente: Desiderio Pascual Barriuso.
Teniente: Juan del Olmo Ibáñez
Suboficial: Lucio Pina Iparraguirre.
Sargento: Guillermo González del Valle.
Sargento: Silvestre Arana Ortiz.
Sargento: Tomás Julián Ramos.
Segunda compañía
Capitán: José Maza Erquida.
Teniente: Jesús Capdequi Revuelta.
Teniente: José Fernández Calvo
Teniente: Manuel Hernaez Ruidiez
Suboficial: José Cano Cano
Sargento: Manuel Callardo (¿Gallardo?)
Sargento: Clemente Pedruelo Mesa. ¿Getxo?
Sargento: Guillermo Zabalza Urbe
Tercera compañía
Capitán: Ignacio Salazar Allende.
Teniente: Ignacio Bárcena Gallano.
Teniente: Manuel Rotella Noriega
Teniente: Emilio López Larrañaga
Suboficial: Julián Escobosa Gascón
Sargento: Gerardo García Amillategui
Sargento: Melitón Rodríguez Redondo
Sargento: Fernando Bárcena Gallano
Cuarta compañía
Capitán: Ángel Botella Redondo
Teniente: Juan Martín Blanco
Teniente: Carlos Prado Segurado.
Teniente: Saturnino Galdós Fernández.
Suboficial: Vicente Gómez Rodríguez
Sargento: Pompeyo Cachorro Guerra
Sargento: Lucio Azcue Iribarren
Sargento. Germán Izquierdo Platero
Ametralladoras
Capitán: Fernando Arias Veci
Oficial: Jesús Alonso Díez
Oficial: Saturnino Abad Bernat
Suboficial: Ángel Miquelajauregui Querejeta.
Sargento: Ángel Ortega Varas
Sargento: Valentín Herrera Canaval.
Dinamiteros
Oficial: José Llarena López
Sargento: Víctor Pérez Pérez

BIBLIOGRAFÍA

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Gure zaharren gomutaz. Memorial de los republicanos 1930-40 y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Trayectoria de batallón 31 Zabalbide

  1. Pingback: Zabalbide 31 bataioia. Milizianoak | ERREPUBLIKA PLAZA

  2. Pingback: Las Milicias Republicanas del Ejército de Euskadi | ERREPUBLIKA PLAZA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s